Genios, mitología oriental

Genios, espíritus de Oriente

Los genios ese mito oriental que empezó en Arabia y se extendió por el mundo. ¿Son ángeles, demonios o, simplemente, espíritus? Independientemente de su connotación en cada cultura, a todos nos suenan.

Origen de los genios

Si en Las mil y una noches aparecen los «yinn», ¿por qué nosotros decimos la palabra genio? Se debe a que cuando se tradujo Las mil y una noches se tomó como referencia la palabra francesa genie (a su vez proviene el latín genius) que los traductores franceses tomaron como referencia porque se pronunciaba de forma similar.

Se ha especulado mucho sobre el origen de los yinn. Unos dices que desciende una raíz semítica que significar esconder; otros, afirman que significa «deidad tutelar».

Los genios se propagaron desde Arabia, Islam mediante, hasta el resto del mundo junto con el sincretismo espíritus locales de Irán, África, Turquía e India. Unos pocos ejemplos son los siguientes.

Los musulmanes javaneses tienen creencias similares sobre los genios: habitan en lugares solitarios llegando a poseer o a asustar a las personas que pisotearon sus hogares.

Algunos pueblos de Palestina creían que los genios formaban sociedades subterráneas. Envidiaban a los humanos y subían a la superficie para enfermar a los niños, arrebatar comida y vengarse cuando los humanos los maltratan.

Los genios en las culturas mogol o urdu suelen ser obesos y se refieren a sus maestros como «Aqa».

La tradición turca describe a los genios como criaturas que pueden causar enfermedades, trastornos mentales y parálisis del sueño.

​Los genios que han salido en películas como Aladdín, en libros la saga de Geralt de Rivia e, incluso, en el manga Magi son muy modernos con respecto al folclore clásico. Ahora es muy común asociar a los genios como criaturas mágicas muy poderosas que suelen ser bromistas y antropomórfico. Conceder tres deseos, cuando están prisioneros de su lámpara mágica esperando a que un amo les conceda la libertad de corazón.

Como curiosidad, no podemos olvidarnos de la mitología guanche de Tenerife en la que existían seres muy parecidos a los genios: Maxios (genios domésticos y de la naturaleza), Tibicenas (genios malignos) y también el demonio Guayota (dios del mal aborigen). Se habla de la posibilidad de que la cultura guanche sea de origen bereber y su posible conexión entre los genios africanos y el panteón isleño.

Representaciones de genios

En la mayoría de las culturas se diferencia entre ángeles, genios y demonios como tres tipos diferentes de entidades espirituales en las tradiciones islámicas.

Los genios se suelen representar como seres espirituales con apenas carne y se cree que son invisibles (a menudo). Hay quien piensa que comen, beben, duermen y se reproducen, incluso con humanos. Los europeos les incorporaron poderes mágicos, aunque tradicionalmente no lo eran. No eran inmortales.

Algunos dicen que son maliciosos, pero no necesariamente malignos. También pueden ser bromistas y embaucadores. En esencia ni son malos ni buenos.

Pueden ser dominados a través de un objeto, por ejemplo, la lámpara de Aladino, y convertirse así en esclavos del propietario.

Los genios pueden causar formas de locura si poseen a un ser humano.

Al tratarse de seres espirituales, existen varios tipos de representaciones de genios.

Manifestación zoomorfa. La cobra del desierto del Sinaí se relaciona con los genios. Las serpientes negras se consideran genios malvados, mientras que las serpientes blancas son genios musulmanes. El zoomorfismo también se extiende a gatos, búhos, onagros, escorpiones y lagartos, y perros (en especial los negros).

Manifestación de la naturaleza. Los genios están relacionados con el viento, nieblas y tormentas de arena (incluso por batallas entre los propios genios). También se les asocia con las sombras como fantasmas sombríos sin estructura.

Manifestación antropomórfica. Si consiguen materializarse con forma humana, consigue ser pensar de forma individual. Aunque hay quien opina que siguen siendo animales, por lo que tiene partes de animal como manos de gato, cabeza de pájaro o alas sobre los hombros.

Rey genio, día martes
Rey genio del día martes

Kitab al-Bulhan («Libro de las sorpresas») compilado en el siglo XIV por Abd al-Hasan Al-Isfahani recoge ilustraciones de los siete reyes genios que cada uno corresponde a un día de la semana. Esto recuerda un poco a los mitos griegos y romanos en que cada día estaba basado en un dios. Por ejemplo, el rey rojo del martes fue representado como una forma siniestra montada sobre un león y sostiene una cabeza cortada y una espada. Esto recuerda mucho a Marte, el dios de la guerra romano.

Representación arquitectónica

En la tradición árabe común representar a los genios en los edificios bien como animales, como las serpientes, o relacionados con el rey Salomón que afirmaba ejercer un control sobre ellos.

Brujería y genios

La brujería se asocia con genios en el Medio Oriente. Un hechicero convocaba a un genio y luego le obligaba a cumplir órdenes. Los genios también se les relacionaba con los adivinos: al tener una larga vida, informaban de los hechos del pasado y del presente.

Mitología comparada

Mesopotamia

La antigua Mesopotamia tenía a pazuzu, un demonio del viento que se mostraba con «una cara bastante canina con ojos anormalmente saltones, un cuerpo escamoso, un pene con cabeza de serpiente, las garras de un pájaro y generalmente alas». Los antiguos babilonios creían en utukku, una clase de demonios que se creía que acechaba en páramos remotos, cementerios, montañas y el mar, todos los lugares donde más tarde se pensó que residían los genios. 

Los lamassu eran espíritus guardianes. Los asirios creían en alû, descrito como un demonio del viento que se colaba en las casas por la noche para robar el sueño a sus habitantes. Los beduinos pensaban que los ginnayê se parecían a los humanos y protegían caravanas, ganado y aldeas. 

Judaísmo

Los shedim son los genios de la mitología judía. Se cree que algunos de los shedim son seguidores de la ley de Moisés y, por tanto, buenos. Se dice que son invisibles a los ojos humanos, pero sujetos a deseos corporales. Algunas fuentes judías coinciden con la noción islámica de que los genios habitaban el mundo antes que los humanos.

Budismo

Según la tradición, Buda predicó a entidades espirituales que, como los humanos, están sujetas al ciclo de la vida y que se asemejan a la noción islámica de los genios: se conviertan a la propia religión.

Cristianismo

La traducción árabe de Van Dyck del Antiguo Testamento utiliza el plural alternativo «jann» para traducir la palabra hebrea generalmente traducida al español como «espíritu familiar» ( Levítico 19 : 31, 20 : 6; 1 Samuel 28: 3,7,9; 1 Crónicas 10:13).

Se compara a los genios con los ángeles caídos. Ambos son etéreos, aunque los ángeles caídos cayeron del cielo y los genios no: intentaron escalar para recibir la noticia de los ángeles. Los genios están más cerca de los demonios.

Imagen portada de @sonyaanastasova

Te interesará saber...

?

¿Quiénes son los genios?

Los genios en el folclore clásico son seres espirituales y neutrales. Son diferentes a ángeles y demonios.

?

¿Qué relación existe entre los genios y los yinn?

Cuando los traductores franceses tradujeron Las mil y una noches se tomó como referencia la palabra francesa genie (a su vez proviene el latín genius) porque se pronunciaba de forma similar a yinn como venía en el original.

Deja tu comentario

Política de Comentarios de Santi Limonche

Responsable: Santiago Limonche | Finalidad: Gestión de comentarios | Legitimación: Tu consentimiento.